De tú a tú, Todo nos queda grande


Henry Carvajal Castro

Todo nos parece grande. Somos Jonás dentro de la ballena. Consolidar la gran ciudad desde la idea, el macro esfuerzo y la super visión de nuestro ancestro, nos cuesta. Hoy no seríamos capaces de hacer a pica y pala y cantando: “Salve al esfuerzo de mis heróicos”, un Aeromatecaña como el que nos legaron los abuelos, porque nos faltan casta y empuje cívico.


Llenamos el atrio de mediocridad con el mayor desparpajo y nos refugiamos en el altar de vergüenza del no se puede. Sacamos máster como la generación del no. Todo es imposible y pensar, hacer  en grande, ya no es la huella digital de una ciudad que como Pereira, le enseñó a Medellín su modelo de EE.PP.MM. que a ellos los enriqueció y a nosotros nos dejó menos, que más.
Da tristeza ver cómo Pereira  frena en seco ante lo imposible, que fue el motor que transformó la aldea, en una gran ciudad. Entregamos Aeromatecaña para poder modernizarlo. Vendimos el 49% de la Empresa de Energía y encimamos la gerencia por unos centavos. Casi que regalamos la primera Telefónica de Colombia y de América. El andamio cívico en el que construimos la gran ciudad está escondido en el cuarto de los miedos, porque la grandeza y el gran desarrollo no son polos.


Tenemos Aguas y Aguas, una de las primeras del sector en Colombia, con una torre de cristal tan azul y transparente como nuestra agua y lo único que se escucha es: no se puede tender una red para llevar agua al sector de El Pílamo, para construir la cárcel de La Concordia. ¿Qué nos pasa Pereira?


Alcalde: ¿Aguas y Aguas tiene capacidad: si o no, para tender una red hasta El Pílamo, necesaria para construir la cárcel de La Concordia, determinante  para solucionar la problemática del inhumano hacinamiento en La 40? Alcalde, mande pues... ¿O nos quedó grande la tarea?
¿Por qué Pereira paga pero no tiene Autopista del Café, tramo Boston-Punto 30?

  • pereira
  • risaralda
  • noticias
  • eje cafetero

  Continúa Leyendo




Powered by